‘Prison Break’ resucita en Yemen… de entre los muertos

CARLOTA CHIARRONI

  • Fox emite este lunes a las 22.20 horas  el primer episodio de la quinta temporada, después de casi una década de silencio.
  • La serie arranca siete años después del episodio que puso fin al drama carcelario.

PRISON BREAK

Prison Break resucita… y lo hace de entre los muertos. Precisamente porque Michael Scofield (Wentworth Miller) vuelve a la vida siete años después de perderla en el episodio que puso el punto final al drama carcelario.

En 2009, el hombre de los mil tatuajes —tras huir de la cárcel en varias ocasiones— murió electrocutado. Para el espectador no había marcha atrás, pero los guionistas han encontrado una línea argumental que daría una explicación congruente a lo sucedido, casi una década después de silencio sepulcral. Ha vuelto y, con él, la serie.

Así, la historia continúa y busca desde este lunes (22.20 h, en Fox) una segunda oportunidad para (re)conquistar a una audiencia que fue menguando con los años, a medida que las tramas perdían fuelle.

Con todo, la quinta temporada aterriza siguiendo la fórmula que en su momento resultó efectiva y lo hace con ilusión, aprovechando el resurgir de otros tantos clásicos seriéfilos (Expediente X, Las chicas Gilmore, 24… ).

El turno de Prison Break llega de la mano de Fox, cadena que ha orquestado su resurrección y ha decidido reubicar la trama entre rejas, concretamente en una nueva prisión… y también en un nuevo país, Yemen.

El elenco original casi al completo se ha subido junto a Miller al tren de esta nueva aventura. Lincoln Burrows (Dominic Purcell) se alejó de su familia tras conocer el fallecimiento de su hermano y ha vuelto a la calle y a los trapicheos. Sara (Sarah Wayne Callies) y el hijo que tuvo con Scofield han rehecho su vida junto a otro hombre (Mark Feurstein).

El secundario más carismático de la serie, el violador T-Bag (Robert Knepper), abraza su libertad en el arranque de temporada, cuando sale de una prisión estadounidense. Y en cuanto a Sucre (Amaury Nolasco), ha encontrado un nuevo trabajo.

Todos ellos, impulsados por Burrows, trazarán un nuevo plan de fuga una vez descubren que Scofield sigue con vida. Sin titubeos, pero con muchas preguntas en mente.

Prison Break fue un descubrimiento seriéfilo en 2005. El juego del ratón y el gato, un ritmo acelerado y una acción frenética a rebosar de intrigas perfilaron una primera temporada aplaudida por público y crítica.

La originalidad de su historia le valió, de hecho, varias nominaciones en los Premios Emmy y en los Globo de Oro (mejor drama y mejor actor a su protagonista). Pero la fórmula resultó repetitiva con cada nueva entrega, que cambiaba de localización pero volvía a situar a sus personajes en la misma casilla de salida: en prisión.

La quinta temporada tendrá que despejar varias incógnitas, todas ellas sobrevolando sobre Scofield. Y todo apunta a que sus respuestas llegarán con cuentagotas: ¿cómo sobrevivió?, ¿por qué está encarcelado?, ¿sigue siendo el mismo?





Agregar Comentario