Blanca Suárez: “He vivido cosas que a otras personas les cuesta una vida entera”

ISRA ÁLVAREZ

  • La actriz madrileña protagoniza ‘Las Chicas del Cable’, primera producción española de Netflix y ambientada en la España de los años 20.
  • Hace diez años, cuando empezaba en ‘El Internado’ le hicimos cuatro preguntas que ahora le repetimos ¿han cambiado sus respuestas?

Blanca Suárez

La primera serie de producción española para la plataforma online Netflix se llama Las Chicas del Cable. Se trata de un drama de época de ocho episodios que narra la historia de cuatro mujeres “en busca de libertad y nuevas oportunidades” en la España de los años 20. Se estrena a nivel mundial hoy a las 09.00 horas y la protagonizan Blanca Suárez, Yon González, Ana Fernández, Maggie Civantos, Ana Polvorosa, Martiño Rivas y Nadia de Santiago entre otros.

¿Qué es ‘Las chicas del cable’?
Es una serie encabezada por mujeres, que no significa para mujeres. Es una serie sobre cómo el mundo femenino busca su lugar en el mundo, cómo lo busca, cómo después lo encuentra y cómo finalmente lucha por él. Es una serie sobre amistad, retos, amor, enredos, la sociedad de los años 20…

¿En el Madrid de los años 20?
No especialmente en Madrid, ocurre en Madrid, en la Gran Vía, pero podría ocurrir en muchas otras ciudades del mundo.

¿Eso es intencionado por el carácter internacional de Netflix?
Es una forma de que todo el mundo se pueda sentir identificado y de no subrayar una visión de convencionalista en la serie. Queremos mostrar historias universales que pudieran ocurrir en cualquier ciudad en esa época, aunque hay cosas que son indiscutiblemente españolas, pero sin un exceso de costumbrismo.

¿Cómo es Lidia, su personaje?
Es una mujer que no ha tenido una vida fácil, ha tenido un pasado del que ha huido literalmente. Es una superviviente de la gente con la que se ha cruzado, pero escapar del pasado no es fácil y hasta que no te ocupas de él no se soluciona, como muchas cosas en la vida.

Y no logra escapar…
Lo que menos se espera es que cuando llega a esta empresa de telefonía es que se topa de cara con su pasado, pero esta vez sí se va a ocupar de solucionarlo.

 ¿Le ha resultado llamativa la tecnología de los años 20?
No, lo que me llama la atención es que en algún reportaje en televisión puedes ver a alguien de mi edad al que le enseñan un teléfono de ruleta y lo miran como si fuera un artefacto del diablo. Y yo digo “ostras yo de pequeña tenía una de esas en mi casa”, sé lo que
es, sé cómo se utiliza… creo que hay gente que está excesivamente tecnificada.

¿Habéis tenido que adaptar el lenguaje a la época?
Hay un lenguaje muy específico de la época, pero hemos intentado que no sea la típica serie de época en la que hay un lenguaje y un tono que de repente estés actuando en época. No he vivido en esa época, pero no creo que se comportaran “de época”. Serían personas normales que hablaban con otro vocabulario pero con naturalidad. Pero por ejemplo, sí nos hemos quitado el “vale” que no existía.

¿Ha pedido referencias a personas de su entorno de más edad?
Sí, algunas, pero por ejemplo no he tenido la suerte de conocer como algunas compañeras a teleoperadoras de verdad, que estuvieron en centralitas de pueblo y que les contaron anécdotas reales. Mi personaje entra como teleoperadora, pero sus intereses y su trama
van por otro lado y nos hemos centrado un poco más en eso que en su labor como telefonista.

En la Puerta del Sol de Madrid hay un cartel gigante en el que salen ustedes… ¿qué piensa al verse?
Pues flipo. Imagínate que harías tú. Es mucho, todos los miembros de esta serie hemos ido a la Puerta del Sol a hacernos la foto con nuestro cartel, así de paletos somos (risas). Es que esas cosas pasan una vez en la vida.

Un señor de Corea, por ejemplo, podría acabar viendo esta serie española ambientada en los años 20, dándole la vuelta, ¿qué es lo más raro o exótico que ha visto usted?
Tampoco he visto cosas muy, muy raras… pero sí que es verdad que tenemos la oportunidad de conocer ficciones de todo el planeta, así que muchos países que nunca habían visto una serie española la van a ver o tendrán la opción de que se la recomienden y verla. Yo he visto series brasileñas, australianas…

Abre mucho las posibilidades…
Vas picoteando un poco de series de todas partes y te encuentras viendo ficciones que en televisiones convencionales no tendrías oportunidad de verlas.

¿Cómo ha visto la polémica por la entrevista de ‘Las chicas del cable’ en ‘El Hormiguero’?
Yo no la he vivido, pero mucha gente que no estaba allí sí… a mí me sorprendió, me enteré de chiripa.

¿Usted no se sintió mal en ese momento?
Yo no me sentí mal, me lo pasé bien, hablamos de mi personaje, de Las chicas del cable, de la situación de la mujer en esa época… tampoco pretendo que todas las preguntas sean sobre la serie, porque no estamos en un medio especializado. Fuimos a pasarlo bien, a que el público disfrute de nosotras, a que al público le pique el gusanillo de ver la serie y eso hicimos. No le veo más trascendencia.

Hace diez años…

Hace diez años, cuando Blanca Suárez comenzaba su carrera en El Internado le hicimos estas cuatro preguntas. Se las hacemos de nuevo ahora y comparamos las respuestas.

(2007) Ahora es usted famosa…
De momento no me reconocen por la calle. Me he visto en algunos periódicos y en internet y me hace mucha gracia.

(2017) Ahora es usted famosa…
Mi día a día es bastante normal, con mi gente, con mi compra, mis cosas del trabajo… hay cosas o lugares y momentos que sabes que serán más peliagudos o que se hará más pesado si quieres estar tranquila, pero el día a día es normal.

¿Le gusta eso de posar para promociones y entrevistas?
Se me hace muy raro. Que te digan ponte ahí, haz esto… No me molesta y lo hago muy contenta, cuanta más alegría pones en las cosas mejor salen.

¿Le gusta eso de posar para promociones y entrevistas?
No me disgusta, es una parte del trabajo y hay que hacerla. No soy modelo, pero es una vía para promocionar el trabajo.

Haga balance del 2007, ¿qué ha sido lo mejor del año?
La serie. Ha sido el tema central de mi vida desde el verano.

Haga balance de estos 10 años…
Han pasado muchas cosas en muy poco tiempo, aunque diez años dan para bastante… He tenido la oportunidad de vivir cosas en diez años que a otras personas les cuesta una vida entera. No siento que haya ido deprisa y estoy agradecida porque he ido a muchos sitios, he hecho muchas cosas y… puf (risas).

Su familia estará orgullosa…
Están todos que se les cae la baba (risas). Mi hermano mayor presume de hermana y obliga a sus amigos a ver la serie (risas).

Su familia estará orgullosa…
Creo que sí, que están orgullosos de que sepa valerme por mí misma, de que tenga un trabajo y una profesión. Creo que tal y como está la sociedad joven hoy en día eso les tranquiliza. Después están tranquilos porque haga lo que me gusta y que tenga un éxito relativa… jolin, es que soy su hija, claro que están orgullosos (risas).





Agregar Comentario