Amaia Salamanca regresa a la televisión con la serie ‘Tiempos de guerra’

EFE

  • La actriz protagoniza la nueva serie de Atresmedia ‘Tiempos de guerra’, ambientada en el año 1921 en España durante la guerra de África.
  • Salamanca, Verónica Sánchez, Anna Moliner, Alicia Rubio y Alicia Borrachero interpretan a las Damas Enfermeras que van a África para tratar a los heridos.
  • “La serie es muy interesante, porque retrata una época que no se había tratado”.

Amaia Salamanca

En 1921, un grupo de Damas Enfermeras, origen de la Cruz Roja Española, fue comandado por la reina Victoria Eugenia para atender en la guerra de África a los heridos, una historia real que desarrolla la nueva serie de ficción de Atresmedia Tiempos de guerra, con la que Amaia Salamanca regresa a televisión.

La nueva producción de Bambú y Atresmedia, que protagonizan también Verónica Sánchez (Pilar Muñiz de Solaruce), Anna Moliner (Magdalena Meruce), Alicia Rubio (Verónica Montellano) y Alicia Borrachero (duquesa de la Victoria), comenzó a rodar sus 13 episodios de la primera temporada en marzo y es “probable” que se estrene en septiembre.

El gobierno español lucha por mantener sus posesiones en el norte de África, en la zona del Rif, pero los sublevados rifeños liderados por Abd el-Krim infligen al Ejército Español una dura derrota en la decisiva plaza de Annual.

En ese contexto, la reina Victoria Eugenia decide que un grupo de Damas Enfermeras vaya hasta allí a instalar hospitales de sangre y atender a los heridos.

Salamanca (Madrid, 1986) interpreta el papel de Julia Ballester, una mujer de familia acomodada que no sabe nada ni de su hermano ni de su prometido, movilizados en la guerra de África, y que decide “incrustarse” en el grupo de Damas Enfermeras para averiguar qué les ha pasado.

“Ella no es enfermera, pero se hace pasar por tal. Su familia no sabe lo que va a hacer, pero ella está desesperada, porque no sabe si su hermano y su novio están muertos o no y antes de quedarse en casa prefiere ir a ver lo que ocurre con sus propios ojos”, relata Salamanca.

En el frente –los exteriores se han rodado en Tenerife, Chinchón (Madrid) y Toledo-, establece una relación de amistad con los personajes de Verónica Sánchez y Ana Moliner y “estrecha relaciones” con el doctor del grupo.

La actriz vuelve “a primera línea”

Ahora es un personaje más principal, con peso en la trama. Durante los embarazos -tiene dos hijos-, he seguido trabajando, pero quizá en cosas más de secundaria”, detalla.

Está muy contenta de haber vuelto “a primera línea” con una serie como esta: “Es el cuarto proyecto que hago con Bambú y puedo decir que es una de las mejores productoras que hay en España. Tienen una manera de rodar muy cinematográfica”, dice.

Precedida por el éxito de Sin tetas no hay paraíso, Gran hotel o Velvet Salamanca cree que esta también lo tendrá: “La serie es muy interesante, porque retrata una época que no se había tratado“, comenta.

Aunque nunca se ha alejado del todo del trabajo, reconoce que estos últimos meses están siendo “muy intensos”.

“Ha sido muy duro combinar la serie con los dos meses de ensayos que hemos tenido para La Orestíada -que inauguró el día 5 el Festival de Mérida-, pero tenía muchísimas ganas de hacerlo. Ha sido como una master class con José Carlos Plaza -el director”.

No es lo mismo, asegura, trabajar en una serie que en una obra de teatro: “Ahora que ha terminado, y lo ha hecho bien, estoy feliz. He aprendido mucho con él, y la obra parece que ha gustado mucho, así que doble satisfacción”.





Agregar Comentario